Cómo evitar las disputas en caso de herencia de un inmueble

Cómo evitar las disputas en caso de herencia de un inmueble

Afrontar una sucesión hereditaria comporta gestionar un proceso en el que intervienen distintos factores. Normalmente, se trata de una situación altamente emotiva provocada por la pérdida de un ser querido y en la que se llevan a cabo tramitaciones administrativas sobre las que, normalmente, no solemos estar familiarizados.

A diferencia de otros activos, transferir una propiedad a los herederos es complejo y, en ocasiones, una fuente de conflictos. Asimismo repartir un activo tangible de forma equitativa entre distintas partes es una práctica imposible que solo se puede solucionar a través de la liquidación del activo.

Además, una mala planificación de los inmuebles puede provocar tensiones familiares entre los herederos derivadas de los distintos puntos de vista sobre la distribución o destino de los bienes percibidos.

A continuación te dejamos una lista de opciones para planificar tu patrimonio inmobiliario y evitar conflictos entre herederos:

Dejar las propiedades en manos de tu beneficiarios

Es la opción más básica y utilizada. Consiste en dejar los bienes inmuebles a los beneficiarios en el testamento. Pese a ser la elección más simple, frecuentemente genera conflictos entre los herederos que se ven obligados a malvender la vivienda y recibir un importe muy por debajo del valor real del inmueble.

Los bienes que se heredan a través de testamento deben pasar por un proceso de sucesión. En España el Impuesto sobre Sucesiones oscila desde el 7,65% hasta el 34%, uno de los tipos más altos en Europa.

Añadir copropietarios a las escrituras de la propiedad

Si se quiere evitar la sucesión del inmueble, existe la posibilidad de añadir a los herederos como copropietarios en las escrituras de la propiedad aunque este método tiene algunos inconvenientes. 

La venta con alquiler vitalicio permite hacer donaciones en vida a cualquier familiar que necesite liquidez.

La parte de la propiedad que se quiera transferir está sujeta al impuesto de donaciones por lo que se tendrá que declarar. El tipo del impuesto oscila entre los mismos porcentajes que el Impuesto sobre Sucesiones.

Crear un fideicomiso familiar

Al crear un fideicomiso, se designará un fideicomisario que administra las propiedades después de la muerte del propietario. Este tendrá el control total de las propiedades mientras viva, a diferencia de lo que ocurre con la copropiedad, y las propiedades se distribuirán después de su muerte sin necesidad de pasar por el proceso de sucesión.

El fideicomiso evita la sucesión y permite mantener el control de las propiedades.

Simplificar la herencia a través de la venta con alquiler vitalicio

La venta con alquiler vitalicio es la opción ideal para aquellos que quieren liquidar su patrimonio inmobiliario, seguir viviendo en él, disfrutar de liquidez durante la jubilación y simplificar la herencia. 

Este producto consiste en la venta de la vivienda con un simultáneo contrato de arrendamiento que garantiza que el interesado pueda seguir viviendo en la propiedad todo el tiempo que quiera.

A través de este servicio se evitan posibles conflictos entre herederos ya que facilita el reparto del valor del inmueble entre los beneficiarios.

Por otro lado, al recibir un importe grande de dinero, la venta con alquiler vitalicio permite hacer donaciones en vida a cualquier familiar que necesite liquidez.

La venta con alquiler vitalicio es la opción ideal para aquellos que quieren liquidar su patrimonio inmobiliario, seguir viviendo en él, disfrutar de liquidez durante la jubilación y simplificar la herencia. 

Las ventajas de las donaciones en vida comparadas con los testamentos son claras. Posibilita establecer condiciones a la entrega de los bienes, son revocables, su fiscalidad se conoce al instante y el donante puede reservarse la opción de disponer de algunos bienes como la vivienda, entre otros beneficios más.

Calcula lo que obtendrías por tu vivienda sin gastos ni compromisos a través de nuestra calculadora.